Cinco consejos útiles para ser más productivo en el trabajo

Publicado el: 26/02/2015 Autor: Edutedis Archivado en: General

¿Alguna vez te has preguntado por qué no rindes lo suficiente en el trabajo, a pesar de dedicar el doble de horas? Si te has realizado esta pregunta en alguna ocasión, entonces te serán de gran utilidad los factores que vamos a explicar a continuación. De hecho, alguno de ellos puede que te resulten bastante familiares.

Veamos qué aspectos influyen en la falta de productividad laboral y con qué hábitos debemos contrarestarlos:

- Controla el estrés.  El ritmo frenético que llevamos habitualmente no nos permite desarrollar nuestro trabajo de la misma forma que si lo hiciéramos en condiciones normales, de forma más relajada. El estrés nos produce una falta de atención en todas las actividades que realicemos, aunque nosotros consideremos que rendimos  al 100%.

- Desconecta de los problemas personales. Debemos ser capaces de diferenciar entre la vida personal y laboral. Un error muy frecuente que solemos cometer, es que nos llevamos los problemas de casa al trabajo y los del trabajo a casa. Al entrar en este círculo, provocamos que no seamos lo suficientemente productivos en el trabajo, y sobre todo, que nos llevemos las preocupaciones del trabajo a casa, por lo que no desconectamos nunca. ¡Hay que aprender a desconectar!

- Tómate un descanso. En ocasiones, cuando alcanzamos un alto nivel de saturación en el trabajo, la mejor opción es tomar un pequeño descanso, aunque sean unos minutos. Esto te ayudará a retomar de nuevo tu actividad laboral con más claridad mental y con otra perspectiva.

- Enfócate en un objetivo concreto. La mayoría de nuestras frustraciones surgen por querer abarcar un gran número de cosas y no poder terminarlas a tiempo. Es importante que los objetivos que te marques sean realistas, de forma que te permita finalizar lo que has previsto. Como dice el refrán popular  “ Quien mucho abarca, poco aprieta”

- Aprende a diferenciar las tareas importantes. A menudo solemos detenernos en tareas que no son importantes y desviamos nuestra atención constantemente en otras que pueden esperar , por lo que no tienen por qué realizarse en ese preciso instante. Debemos reconocer la diferencia entre unas tareas y otras, prestando atención a las verdaderamente  importantes.

Debemos intentar aplicar en el ámbito laboral todos estos consejos, teniendo tiempo y paciencia lograremos conseguir un alto nivel de productividad sin frustraciones y siendo eficaces en nuestro trabajo.

 

Suscribirse al Newsletter